El gobierno turco destruye más de 300.000 libros
Redacción, 08/08/2019
La represión tras el fallido golpe militar de hace tres años cobra fuerza en la censura

© Patrick Correia
© Patrick Correia
Turquía sigue sufriendo la censura y la represión estatal. En 2016, en respuesta a un supuesto intento de golpe de estado, Recep Tayyip Erdoğan, presidente del país, ordenó el arresto de 50.000 personas, entre ellas 180 periodistas y escritores. Ese mismo año, Heinrich Riethmüller, presidente de la Asociación Alemana de Editores y Libreros, leyó una carta escrita por el novelista turco Asli Erdoğan, detenido por el régimen del presidente Tayyip, durante la ceremonia oficial de inauguración de la feria de Frankfurt. Esta semana, The Guardian informó que más de 300.000 libros han sido retirados de las escuelas y bibliotecas turcas y destruidos desde el intento de golpe de estado en 2016.

La ministra de Educación de Turquía, Ziya Selçuk, dijo que el gobierno está reprimiendo todo lo que pudiera tener relación con Fethullah Gülen, el clérigo musulmán estadounidense acusado por el país de instigar el fallido golpe militar hace tres años. Para hacerse una idea de la censura llevada a cabo, se prohibió un libro de matemáticas por presentar las iniciales de Gülen en una pregunta y el periódico turco BirGün informó que 1,8 millones de libros de texto fueron destruidos y reimpresos por contener la palabra "Pennsylvania", censurada porque allí es donde Gülen vive en un complejo protegido. En sólo tres años, 29 editoriales y 200 medios de comunicación y organizaciones editoriales cerraron sus puertas, 80 escritores fueron investigados y 5.822 académicos fueron despedidos de 118 universidades públicas.

Puedes leer este artículo gracias al patronazgo de Bookwire.
Tags: censura, Turquía
[08/08/2019 16:18:15]